Coroico y la Ruta de la Muerte

04.07.2019

Coroico es la ciudad capital de la provincia de Los Yungas ubicada en el Departamento de La Paz en Bolivia, es una pequeña y atractiva ciudad muy visitada por lo turistas quienes vienen a disfrutar de un entorno natural único en el que resaltan sus grandes ríos y sus hermosas cascadas; el término municipal de Coroico posee una una extensión de 1.088 km².

Su agradable clima, sus bellezas naturales y su localización muy cercana a la ciudad de La Paz, capital de Bolivia, han hecho que Coroico sea el destino más visitado en Yungas ; la ciudad cuenta con una completa infraestructura de servicios, como lo son hoteles de diversas categorías, posadas y una interesante variedad de restaurantes en los que se puede degustar platos de la cocina boliviana e internacional.

La ciudad está circundada por enormes montañas, las cuales se pueden apreciar desde cualquier lugar de Coroico; además se han convertido en lugares de gran interés para quienes le visitan, conocer los tres vagantes es una de las experiencias más gratificantes, se trata del río Negro, el CoriWayko y las magníficas cascadas que se encuentran relativamente cerca de esta localidad.

Si se va en auto en pocos minutos se llega a estos interesantes lugares, mientras que la travesía a pie ocupa al menos una hora; también se puede ir bicicleta; vale destacar que el ciclismo y el senderismo se han convertido en las actividades turísticas más practicadas en esta región, que cada año atrae a un mayor número de visitantes que se interesan por el ecoturismo.

Pedaleando por la Ruta de la Muerte

Desde Carioco se tiene acceso a una de las rutas de ciclismo más emblemáticas de Bolivia y Sudamérica, se trata del Antiguo camino a los Yungas, el cual es conocido también como la Ruta de la Muerte; es un camino de cerca de 80 km que va desde la ciudad de la Paz a la provincia de de Los Yungas; hasta hace pocos años esta vía formaba parte de la Ruta 3 de la red de carreteras de Bolivia.

Esta ruta se hizo famosa debido a su peligro extremo y a la elevada cantidad e accidentes de tránsito que ocurrían en ella cada año, de acuerdo a los datos oficiales ocurrían en promedio cada año 209 accidentes y 96 personas perdían sus vidas; lo que llevó a que en el año 1995 fuese considerado como la vía más peligrosa del mundo por el Banco Interamericano de Desarrollo.

La carretera que data de la década de los treinta del siglo pasado presenta pendientes muy pronunciadas, además en la zona se presentan constantemente lluvias y niebla; partiendo desde La Paz se inicia a una altura de 3600 msnm y se debe ascender hasta La Cumbre a 4650 msnm, a partir de allí hay que descender hasta los 3600 metros de desnivel en 64 km de recorrido.

Una ruta realmente exigente para los ciclistas, por lo que muchos ciclistas aficionados y profesionales vienen a probar sus condiciones y destrezas en el Camino de la Muerte; los turistas también a disfrutar de pedalear en esta ruta para descubrir los magníficos paisajes y las vistas panorámicas que ofrece.